Saltar al contenido
Atrás

UTE: otro logro de Túnicas en Red

26.01.2018

UTE: otro logro de Túnicas en Red

El año 2017 cerró con otro logro muy importante para el programa Túnicas en Red, que desarrolla UTE en coordinación con el Consejo de Educación Inicial y Primaria, la Dirección Nacional de Energía (DNE) del MIEM y el Plan Ceibal. Las 15 escuelas que se presentaron en la sección Educación del Premio Nacional de Eficiencia Energética, que año a año otorga la DNE, forman parte de este programa.

El Premio Nacional de Eficiencia Energética (PNEE) reconoce, difunde y fomenta las buenas prácticas de eficiencia energética en diversos sectores de la sociedad: Turismo, Industria, Comercial y Servicios, Sector Público, Educación. Las escuelas que participaron en él se prepararon durante un año aplicando la metodología de Túnicas en Red para, al año siguiente, también con el acompañamiento de los técnicos de UTE que gestionan el programa, poder presentarse en óptimas condiciones al PNEE, demostrando las medidas adoptadas en su centro de enseñanza.

Este premio se entrega desde hace ocho años y es un instrumento muy valioso para promover el uso responsable e inteligente de los recursos energéticos, tan importante para todos en la sociedad actual y para las futuras generaciones.

La categoría Educación se divide en dos subcategorías: Escuela Rural y Escuela Urbana. En la primera de ellas fueron distinguidas las escuelas Nº 83 (Salto) con el primer premio y las escuelas Nº 27 (Cerro Largo) y Nº 60 (Florida) con menciones. Entre los centros urbanos sobresalieron el Centro de Enseñanza Integral Nº 6 de Rocha y la Escuela Nº 54 de Lavalleja con el primer premio de la categoría, y el Colegio Elbio Fernández y la Escuela Nº 278 de Canelones con menciones.

La fundamentación que expuso el jurado para cada uno de estos reconocimientos fue la siguiente:

Subcategoría escuelas rurales

Premio: Escuela Rural Nº 83 (Salto). Identificaron que su mayor consumo de energía se debía al calentamiento de agua, se abocaron al estudio y elaboraron un proyecto para la construcción de un calentador solar que fue hecho por ellos mismos con materiales reciclados.

Mención: Escuela Rural Nº 27 (Cerro Largo). Se embarcaron en el proyecto un año antes del que la escuela y la localidad paraje Sierra de Ríos tuviera acceso a la electricidad de la red, con el fin de prepararse para cuando la recibieran.

Mención: Escuela Rural Nº 60 (Florida). Lograron implementar varias mejoras en la escuela y realizaron un muy trabajo de comunicación y difusión en la comunidad, haciéndolos partícipes del proyecto.

Subcategoría escuelas urbanas

Premio: Centro de Enseñanza Integral Nº 6 (Rocha). Implementaron un proyecto integral de capacitación de los alumnos, difusión e implementación de medidas operativas y tecnológicas, destacándose la construcción de un dispositivo que genera energía eléctrica a partir de energía cinética mediante el pedaleo de una bicicleta.

Premio: Escuela Nº 54 (Lavalleja). Ubicada en el Barrio Cerro Partido de la ciudad de Minas, forma parte del programa A.PR.EN.D.E.R (Atención Prioritaria en Entornos con Dificultades Estructurales Relativas). Destacó su labor en la difusión y sensibilización sobre el uso eficiente de la energía a través de propuestas lúdicas y artísticas tales como: video, canción, juego, entre muchas otras actividades.

Mención: Escuela y Liceo Elbio Fernández. Trabajó coordinadamente en educación ambiental y eficiencia energética, y contrató a la ESCO Eficener para la realización de una auditoría energética e implementar las medidas identificadas.

Mención: Escuela Nº 278 (Canelones). Se destaca el trabajo de difusión del proyecto, particularmente: el programa de radio escolar que se escucha en todos los salones, las charlas informativas dentro y fuera de la escuela, la página de Facebook y el blog de la escuela. Además, generaron vínculos con el Colegio San Adolfo y la Escuela N° 244, lo que llevó a que comenzaran a trabajar conjuntamente en eficiencia energética, implementando un “triángulo educativo”.

La República